Protección Solar para cuidar lo que más amás

El envejecimiento prematuro, las manchas en la piel, quemaduras e incluso el cáncer de piel son prevenibles si tomamos en serio la protección solar.


Con la llegada del verano, queda a consideración una preocupación a la que pocas veces le damos atención: La protección solar. Que no es solo importante en estas épocas, sino durante todo el año.

Muchas veces consideramos que si no tenemos un mal bronceado o quemaduras en la piel, no estamos percibiendo daños del sol. Pero es un error que se ve reflejado en nuestra piel con el paso del tiempo.

Los rayos UV (Ultra violeta) pueden  generar manchas, perdida de la elasticidad, resequedad, quemaduras, e incluso cáncer de piel, y no nos exponemos solamente estando bajo el sol.

Los rayos UVA envejecen las células de la piel y pueden dañar el ADN, están asociados al deterioro a largo plazo ocasionando arrugas, casi todas las camas solares los generan.  Los UVB poseen más energía y dañan directamente al ADN de las células de la piel, siendo una gran causa de las quemaduras bajo el sol y el cáncer de piel.

Lo esencial, si queremos tomarnos en serio esta protección, es utilizar el bloqueador que mejor se adapte a nuestras necesidades y rutinas. Es preciso tomar en cuenta ciertos factores:

Amplio Espectro

Para una protección óptima a los rayos UV el bloqueador de amplio espectro es el esencial, y podemos utilizarlo desde factor 15. Protector Solar FPS15 SUN NIVEA también proporciona un efecto bronceador sin generar daño como un autobronceante.

Protección para pieles sensibles

Conocemos la comúnmente llamada “introlancia al sol”, que puede generar manchas, erupciones y molestos dolores. Con más razón debemos de utilizar la protección solar apropiada. El Gel-Crema ANTHELIOS XL La RochePosay previene los efectos de la alergia solar, además del envejecimiento cutáneo prematuro y el daño celular a largo plazo.

Fórmula para rostros

Una excusa muy común para no utilizar los protectores solares es que generan un efecto grasoso no agradable para los rostros y más para pieles con tendencia a desarrollar acné. El Protector Solar Facial NIVEA SUN FPS 50 está dermatológicamente testeado para absorver el exceso de oleosidad, hidratar y dar un efecto liviano y no graso. Es ideal utilizarlo si trabajamos en oficinas o similares, ya que las luces también emiten rayos UV.

Protección y cosmética

En muchas actividades diarias necesitamos arreglarnos, maqullarnos y estar listas para cualquier ocasión, obviamente se dificulta el aplicar protección solar, pero para eso llegó una solución 2 en 1 increíble. El Avene Compacto Arena funciona tanto como bloqueador solar y como base cosmética. Es muy resistente al agua y sin filtros químicos.

Pensemos en la protección Post solar

Cuando vamos a la playa, el parque, cancha o simplemente a un lugar al aire libre, podemos sufrir daños del sol incluso con la protección solar. Para aliviar esas manchas y quemaduras podemos utilizar el Gel Post Solar con Aloe Vera COCOA® BEACH que produce alivio y cicatrización desde la primera aplicación.

El cuidado de la piel debe ser un hábito diario, siendo conscientes de que nos protegemos de daños superficiales y también de alta  gravedad. Es la cara externa que damos al mundo y está en nuestras manos el cuidado que queramos darle.

Lo ideal es reaplicarse el bloqueador cada 2 a 3 horas. De igual forma debemos tomar medidas como evitar exponernos al sol de 11:00 a 16:00, consumir frutas, verduras y al menos dos litros de agua al día.

Si probamos estos hábitos, sin duda notaremos la diferencia.